Bolsas de Cultivo

Las bolsas de cultivo son ideales para pequeños y grandes huertos urbanos. Se pueden emplear para cubrir macetas o cultivar directamente en ellas. Hay muchos tipos de bolsas de cultivo para plantas, grandes, pequeñas y de diferentes compartimentos. También, las hay transparentes para que puedas mirar por dentro las raíces de tus huertos y disfrutar en familia de vuestras hortalizas.
Las bolsas se pueden emplear para plantar plantas aromáticas, pequeños arboles o se pueden usar como bolsas de siembra.

Compra bolsa de cultivo para huerto urbano y haz tu jardín de plantas y hortalizas frescas en tu casa.

Mostrando 1–20 de 108 resultados

¿Cuáles son las ventajas de las  bolsas de cultivo?

Con las macetas, las raíces de sus plantas a menudo crecen en patrones circulares y se enredan. Esto puede causar problemas de estancamiento de agua y oxigenación, especialmente en recipientes más grandes sin el drenaje adecuado. Las raíces alcanzan el borde y continúan creciendo.

Esto también conduce a daños estructurales de la planta. No pueden obtener los nutrientes que necesitan para prosperar y crecer. Además, el tallo también puede comprimirse, lo que dificulta aún más la ingesta de nutrientes.

Las bolsas de cultivo pueden aliviar el problema. Cuando las raíces entran en contacto con los bordes de la maceta de tela, pueden decir que el suelo está seco y expuesto al aire. Saben que han alcanzado el límite de crecimiento.

Mejor control de temperatura con las bolsas de cultivo

Los maceteros de plástico se calientan mucho cuando se sientan a la luz solar directa en verano. No son transpirables, por lo que atrapan el calor, que puede quemar las plantas. Las bolsas de cultivo son transpirables y pueden ayudar a regular las temperaturas.

Riego de las bolsas de cultivo

Las bolsas de cultivo son porosas, por lo tanto deben regarse con más frecuencia. Pero también es más difícil regar en exceso las plantas porque la humedad adicional se elimina. Las macetas tradicionales necesitan menos agua, pero también es fácil retener agua en exceso.

¿Como hacer una bolsa de cultivo casera?

Hacer una bolsa de cultivo casera es realmente fácil y no requiere de mucha destreza. Lo más importante es el material de cual vas a construir tus bolas de cultivo, puedes emplear varios tipos de tela no hay un material en concreto, pero lo ideal es que este sea semi impermeable para que la tierra y las raíces de las plantas puedan respirara y crecer bien. Una vez tengas el material, tienes que decidir si las bolsas van a ser redondas o cuadradas. Extiende el material en el suelo y márcate un padrón de corte que luego te ayude unir la tela cortada para crear la forma deseada. Una vez tengas la tela cortada tienes que unir las partes, lo ideal sería tener una máquina de coser, pero si no dispones de una puedes coser las partes a mano o usar una grapadora, eso sí, si vas a coser a mano asegúrate de hacerlo con un hilo bastante gordo para que tu bolsa de cultivo aguante toda la tierra que le vas a echar.

Tipos de bolsas de cultivo

Hay muchos tipos de bolsas de cultivo y también las podemos encontrar de varias medidas. Las bolsas de cultivo negras son las más comunes, pero también las hay blancas. Puedes comprar bolsas de cultivo redondas o cuadradas, y en nuestro catálogo las puedes encontrar también grandes para poder cultivar plantas más grandes y árboles.

¿Dónde venden y donde comprar bolsas de cultivo?

Hay muchos sitios donde puedes comprar bolsas de cultivo, las venden en Amazon, y también en Leroy Merlin. No obstante, nuestra tienda te proporciona un amplio catálogo de bolsas de cultivo para que tú compres fácilmente desde casa y que lo recibas cómodamente donde tú quieras.